Un estudio en la revista Bone*, demuestra que la simulación del hueso a partir de reconstrucciones 3D de densitometría ósea convencional supera a la tradicionalmente explorada densidad ósea para reconocer el riesgo de fractura de cadera por osteoporosis.

El estudio es el resultado de una colaboración de la Unidad de Investigación BCN MedTech, de la Universidad Pompeu Fabra (UPF), con el Spin-off de la UPF Galgo Medical y el centro radiológico CETIR del Grupo Ascires.

La osteoporosis es una enfermedad en que disminuye la densidad de la masa ósea. Los huesos se vuelven más porosos, se hacen más frágiles y su debilitamiento aumenta el riesgo de fractura.

Las fracturas de cadera osteoporóticas afectan en los países occidentales a un tercio de las mujeres y a un quinto de los hombres; reducen la movilidad, la calidad de vida e incluso pueden aumentar la mortalidad. Por ello, la predicción de fracturas osteoporóticas de cadera es muy importante en términos de calidad y esperanza de vida.

Los resultados obtenidos en este trabajo muestran un poder de discriminación que suele ser superior al 80% con respecto al cálculo de riesgo de fractura de cadera a consecuencia de una caída del paciente.

 

*Carlos Ruiz Wills, Andy Luis Olivares, Simone Tassani, Mario Ceresa, Veronika Zimmer, Miguel A. González Ballester, Luis Miguel del Río, Ludovic Humbert, Jérôme Noailly (2019), “3D patient-specific finite element models of the proximal femur based on DXA towards the classification of fracture and non-fracture cases”, Bone, Volum 121, abril, págs. 89-99. https://doi.org/10.1016/j.bone.2019.01.001